Home Appliances

Cómo instalar un aire acondicionado portátil en tu hogar

Cuando se trata de mantener fresco tu hogar, si no tienes un sistema de aire central prácticamente quedarás relegado a dos opciones: unidades portátiles o de ventana. Si elegiste esta última alternativa, dejarla 100 por ciento operativa puede ser más complejo de lo que parece. Pero puedes aprender cómo instalar un aire acondicionado portátil en cuatro sencillos pasos con estas instrucciones.

Te va a interesar:

El verano significa días más largos y actividades al aire libre, pero también temperaturas altas, a veces más de lo que quisiéramos. Como expertos en artículos para el hogar, hemos revisado varias unidades de aire acondicionado portátiles líderes para preparar esta guía práctica para instalar tu nueva adquisición.

Antes de iniciar…

Aparato portátil en una habitación junto a una mesa de centro, para aprender a cómo instalar un aire acondicionado portátil
  • Tu nuevo aire acondicionado portátil seguramente tiene un práctico juego de ruedas giratorias para moverlo de una habitación a otra. Conveniente, pero si necesitas saltar de la madera dura a las alfombras bajas, planifica la ruta. La mayoría de las unidades puede pesar entre 50 y 80 libras, por lo que una buena idea es tener un segundo par de manos por si es necesario cargarlo.
  • En términos de ubicación, siempre es deseable que tu aire acondicionado portátil se coloque en un piso nivelado y lejos de obstáculos como muebles u otro tipo de decoración del hogar.
  • Las dos funciones más críticas de tu aire acondicionado portátil son su ventilación y drenaje. Independientemente de la habitación en la que coloques la unidad, deberás asegurarte de que haya una ventana con acceso al aire libre. Esto se debe a que tu equipo recolectará aire caliente de tu hogar y lo eliminará a través de una manguera. No te preocupes por buscar accesorios de ventilación, ya que el aparato debe venir con un kit completo de fábrica. Generalmente incluyen la manguera de escape, adaptadores de manguera, relleno de espuma para tu ventana y más.
  • Cuando se trata de drenaje, considera si tu aire acondicionado se drenará de forma automática en un desagüe, fregadero, balde o si dependerá del vaciado manual del recipiente. Para el drenaje automático, debe venir con una manguera. Asegúrate de que esté conectada y colocada en un receptáculo de drenaje adecuado.
  • También deberás asegurarte de que haya una toma de corriente cerca. Si no es así, es posible que desees reconsiderar dónde colocarás el aire acondicionado, ya que la conexión con una extensión y las regletas de enchufes pueden ser muy peligrosas en caso de un mal funcionamiento.
  • Consulta el manual del propietario, ya que todas las unidades pueden tener diferentes partes y consideraciones de instalación.

Paso 1: mide tu ventana

Con una cinta métrica, mide el ancho del marco de tu ventana. Necesitarás este dato para calcular la cantidad de relleno de espuma que debes colocar en el alféizar. Por endeble que parezca, ese acolchado es crucial para evitar que los insectos, la suciedad, los contaminantes y el calor externo ingresen a tu hogar.

También deberás usar esa misma medida para determinar la medida del soporte de montaje de la ventana de tu aire acondicionado. Si no estás seguro de cuál es, busca una pieza larga y rectangular de plástico (o material similar) con un corte circular para la manguera de escape del aparato.

Si el soporte es expandible, ajústalo para que coincida con el ancho de tu ventana. Si es de una sola pieza, es posible que debas cortarlo a la medida. Una vez que el acolchado y el soporte estén en su lugar, cierra la ventana buscando un buen contacto y fíjala al marco de la ventana con los tornillos de seguridad provistos por el fabricante del equipo.

Paso 2: conecta la manguera de ventilación

Aire acondicionado portátil instalado con una manguera para extraer el aire caliente

Con el aire acondicionado en posición, conecta la manguera de ventilación primero a la parte posterior del equipo y luego al conector de escape de la ventana en el soporte de montaje. Al instalar, intenta mantener la manguera lo más recta posible para obtener el mejor flujo de aire.

Las torceduras y los ángulos extraños en la línea de ventilación pueden causar un retroceso de la calefacción, lo que puede dañar el aire acondicionado o filtrar aire caliente en la habitación que estás tratando de enfriar.

En los casos en que sea difícil mantener un sello adecuado entre el aire acondicionado y la manguera o el soporte y la manguera, considera dar varias vueltas de cinta adhesiva alrededor del punto de conexión para crear el sello.

Paso 3: conecta la manguera de drenaje (opcional)

Si planeas que tu aire acondicionado portátil disipe automáticamente el agua en un desagüe, lavabo, balde, etcétera, conecta la manguera de drenaje primero al aparato, asegurándote que quede bien ajustada, y luego al receptáculo de drenaje designado.

Ten en cuenta que no todos los aparatos portátiles vendrán con una manguera de drenaje, por lo que si planeas disipar el agua de esta manera, es posible que debas comprar un kit de manguera adicional, ya sea del fabricante o de un tercero.

Paso 4: listo para la acción

Probando aire acondicionado portátil recién instalado

Una vez que todas las mangueras están conectadas, todo lo que queda por hacer es conectar el aire acondicionado portátil a la alimentación. Asegúrate de conectarlo a un tomacorriente con conexión a tierra, en caso de una descarga eléctrica u otro mal funcionamiento.

El enchufe de tu aire acondicionado portátil debe tener botones de prueba y reinicio. Presiona Test para habilitar la función a prueba de fallas del equipo. Si la unidad detecta un problema con la electricidad que recibe, cortará la energía por completo. Luego presiona Restablecer para alimentar completamente tu aparato.

Todo lo que queda por hacer ahora es sentarse, colocar las baterías en tu control remoto del aire acondicionado portátil (si es necesario) y disfrutar del aire limpio y fresco que experimentarás durante todo el verano.

Una última recomendación: no olvides limpiar el filtro

Al igual que los deshumidificadores y otros pequeños electrodomésticos a base de aire, tu aire acondicionado portátil tendrá algún tipo de filtro HEPA ubicado en la parte posterior o lateral de la unidad.

Si bien puede no parecer mucho, esta parte de malla ayuda a atrapar los contaminantes dañinos en el aire, la suciedad y el polvo para que no entren al ambiente de tu hogar. Sin embargo, con el tiempo, estos filtros acumularán suciedad que impedirá que tu aire acondicionado funcione correctamente.

Mínimo una vez al mes, dependiendo de la cantidad de polvo que se acumule en tu hogar, asegúrate de quitar el filtro y lavarlo bien. Te tomará cinco minutos y ayudará a que tu aire acondicionado funcione tan bien como lo hizo el día que lo desempacaste por primera vez.

Recomendaciones del editor

SHARE
RELATED POSTS
The best Nespresso coffee makers according to your needs
Do you have a Google Home? Follow these tips and tricks
These are the best mini fridges on the market

Comments are closed.